Reciclar las aguas residuales, una solución ante la escasez del agua

Reciclar más las aguas residuales para afrontar la escasez de agua, es una de las soluciones contempladas en varios lugares del mundo frente a la crisis del agua.

Estamos en un momento crítico con relación al cambio climático, la escasez del agua es una realidad ineludible que enfrentan muchas regiones del planeta, incluyendo México. Por ello, desde nuestra iniciativa apostada al Lado Verde, queremos ser partícipes de información fundamental que nos permita ser parte del cambio positivo y mejorar nuestro medio ambiente.

De acuerdo con El Tiempo, algunos países son precursores en el reciclaje de aguas residuales. Windhoek, en Namibia, produce así su agua potable desde los años 60. Singapur es también uno de los líderes en el tema. Y en otras partes del mundo, como en México, Texas o en el Mediterráneo las aguas residuales se usan para el riego.

Con la presión demográfica, medioambiental y climática, esta vía podría extenderse. Francia acaba de lanzar un proyecto para llevar agua potable a Vendée, un departamento al oeste del país, para 2024, se trata del primer proyecto de este tipo en Europa.

Sus partidarios destacan que se trata de un recurso sin explotar, más barato y más eficiente energéticamente que la desalinización de agua de mar, la otra gran solución. Los archipiélagos, montañas, trópicos, el extremo norte son las zonas con mayor riesgo hídrico. Pero en esta lista, cada vez hay más metrópolis de Asia, África o Oriente Medio.

Según las proyecciones climáticas, las lluvias aumentarán en invierno en el norte y disminuirán en varias regiones, sobre todo en el verano. Y en todas partes, un aumento de la temperatura de 1 °C significa un 7 por ciento más de evaporación de agua.

Los cambios ya se manifiestan en el agua con sequías, inundaciones, deshielo de los glaciares, intrusión de agua salada, aumento del nivel del mar, entre otros. En la actualidad, el 80 por ciento de las aguas residuales del mundo se vierten al medio ambiente sin ningún tipo de tratamiento, con todos los agentes patógenos que transportan.

El tratamiento de estas aguas para su reutilización, y la recuperación del lodo producido para generar biogás y extraer los elementos fertilizantes (nitrógeno, fósforo) serían formas de rentabilizar las instalaciones.

Fuente: El Tiempo

Foto: Unsplash

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *